Por Diana Domínguez

Aunque en julio pasado la venta de vehículos ligeros en el país fue 31.29 por ciento menos que en igual mes del año anterior, se registró una importante recuperación, respecto a junio pasado.

De acuerdo con el reporte del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), correspondiente al séptimo mes del año, se comercializaron 72 mil 897 vehículos, contra los 106 mil 088 que se vendieron en igual periodo del año 2019.

Sin embargo, respecto al mes inmediato anterior, la venta se incrementó 10 mil 060 unidades, es decir, un aumento del 16 por ciento

Las cifras acumuladas en el periodo enero a julio llegaron a 509 mil 318 unidades, esto representa una disminución del 31.78 por ciento en comparación con las 746 mil 598 registradas en el mismo periodo del 2019.

En relación a tendencia de ventas, el director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (Amda), Guillermo Rosales Zárate, dijo que indica que el efecto de la pandemia COVID-19 tuvo su afectación mayor en abril y que a partir de ese mes viene recuperándose de forma sostenida.

Incluso el reporte de venta de julio fue superior a la estimación de AMDA que la ubicaba en 67 mil 506 unidades.

Este comportamiento favorable del mes de julio en el mercado automotor respecto a los meses previos se explica por la reapertura en la mayor parte del territorio de la operación de los pisos de venta, a los fuertes incentivos de fabricantes y distribuidores, las tasas de interés y plazos atractivos en las ofertas de financiamiento y la satisfacción de demanda rezagada durante la contingencia.

Adicionalmente las ventas de flotilla han mostrado comportamiento favorable, finalizó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí