Redacción

La organización no gubernamental, México Justo.Org, denunció ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) diversas violaciones de derechos humanos cometidas por el Gobierno de los Estados Unidos Mexicanos y una queja ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), en perjuicio de los habitantes del país, a raíz de las medidas adoptadas en el marco de la respuesta a la pandemia generada por el virus COVID-19.

En conjunto con el Centro Latinoamericano de Derechos Humanos (CLADH) con sede en Argentina y México Justo.Org A.C. acudió a la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la CIDH a fin de que se exija al Estado garantizar el derecho de acceder a la información sobre la pandemia en poder de las autoridades estatales, luego de que el Gobierno Federal estableciera que el acceso a la información pública no es una actividad esencial en el contexto de la crisis y suspendiera los plazos para responder a los pedidos de información, vulnerando claros estándares de derechos humanos que el país se ha comprometido a respetar.

Los hechos reportados en la denuncia fueron considerados por la Relatoría como graves violaciones a la libertad de expresión que el Estado debe corregir y serán incorporados en su Informe Anual , en el cual se sistematizan las principales amenazas para asegurar este derecho en la región, así como también los progresos que se han logrado en la materia. Además, serán considerados en un Informe Especial sobre la Situación de la Libertad de Expresión en México , que se está elaborando en conjunto con la Relatoría Especial sobre el Derecho a la Libertad de Expresión de Naciones Unidas.

“Es un logro muy importante. En estos informes, la CIDH expone aquellas situaciones respecto de las cuales realiza un monitoreo permanente y es lo que los Estados deben reparar. Es decir, para la CIDH, los hechos que denunciamos constituyen violaciones a la Convención Americana de Derechos Humanos y a los estándares internacionales en materia de libertad de expresión y acceso a la información, y México deberá corregir esta situación para cumplir con los compromisos internacionales asumidos. Además, esto supone que México será cuestionado públicamente por uno de los organismos más importantes de derechos humanos de la región”. señaló Juan Carlos Pérez Góngora, Presidente de México Justo.

En su Resolución 1/2020 sobre “Pandemia y Derechos Humanos en las Américas” , la CIDH ha sido contundente al sostener que los Estados deben “asegurar el derecho de acceso a la información pública en el marco de la emergencia generada por el COVID-19 y no establecer limitaciones generales basadas en razones de seguridad u orden público”.

Por su parte, la Relatoría Especial sobre el Derecho a la Libertad de Expresión de la CIDH ha expresado preocupación por las restricciones a la información pública durante la pandemia y ha dicho que es fundamental que se brinde acceso inmediato y efectivo a la información pública, en especial, sobre la pandemia, y que cualquier restricción debe cumplir con el principio de legalidad, ser necesaria en una sociedad democrática y resultar estrictamente proporcional para atender la finalidad legítima de proteger la salud pública.

Esto supone que los Estados no pueden suspender el acceso a la información sobre asuntos vinculados a la pandemia y que, excepcionalmente, podrían suspenderse de forma temporal los plazos de respuesta a aquellas solicitudes no vinculadas a la emergencia sanitaria, pero justificando la negativa y habilitando la impugnación de la decisión.

Sin embargo, el Presidente de México Justo A.C., Juan Carlos Pérez Góngora, advirtió que esto no está ocurriendo en el país.

“En el marco de respuesta a la pandemia, el Gobierno Nacional decidió suspender arbitrariamente y sin justificación legal la atención de solicitudes de información pública, restringiendo indebidamente el acceso por parte de la ciudadanía a información sobre la Pandemia”, comentó.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí