Por Alejandro Durán

En línea con la debilidad que reporta la economía mexicana, la actividad industrial registró un incremento mensual de dos por ciento en octubre pasado, pero a tasa anual cayó 3.3 por ciento, con lo que sumó 19 caídas consecutivas, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Por lo anterior, en el periodo comprendido de enero a octubre de este año la actividad industrial acumula una contracción de 11.3 por ciento a tasa anual, el peor escenario desde 1995, es decir, tras las secuelas de la llamada “Crisis del Tequila”.

Por medio de un reporte, el INEGI precisó que la caída de 3.3 por ciento fue resultado del comportamiento negativo que mostraron sus cuatro principales componentes: Mientras que la minería bajó 1.1 por ciento a tasa anual, la construcción disminuyó 10.1, la industria manufacturera retrocedió 1.3, en tanto que el rubro conformado por generación, transmisión y distribución de energía eléctrica, suministro de agua y de gas por ductos al consumidor final se desplomó 4.2 por ciento.

Cabe mencionar que la contracción de 3.3 por ciento a tasa anual fue menor a la que proyectaban los especialistas. Por ejemplo, analistas de Citibanamex esperaban una caída de cinco por ciento, resultado de un aumento mensual de 0.8, el cual también se quedó corto frente al aumento de dos por ciento que se reportó en cifras ajustadas por estacionalidad.

Por sectores en específico, resultó que las actividades que reportaron las mayores caídas fueron la fabricación de prendas de vestir (-30.5 por ciento); curtido y acabado de cuero y piel (-23.4); construcción de obras de ingeniería civil (-23.1); elaboración de insumos textiles (-18.1); impresión e industrias conexas (-17.6); y servicios relaciones con la minería (-19.4 por ciento).

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí