Red de corresponsales 

Debido a la pandemia y la difícil situación económica que se vive a nivel nacional, muchos locales comerciales de la ciudad de Córdoba han optado por cerrar sus negocios o bien moverse a lugares más económicos e incluso laboran a través de redes sociales para mantener su clientela.

Algunos negocios lucen con candados en rejas, puertas o portones, inmuebles vacíos e inclusive sin la publicidad o logo que los caracterizaba ya que han cerrado.

Al menos en la zona centro de la ciudad, locales como financieras, empeños, inmobiliarias, zapaterías, tiendas de artículos religiosos por mencionar han bajado sus cortinas, mientras que otros, cambian su ubicación como por ejemplo“Quick Luch” una emblemática tienda que por casi 60 años atendió sobre la avenida 3 y hace unos días cerró.

En este caso movieron sus instalaciones a la avenida 1 calle 8 y 6, sin embargo la mayoría de los cordobeses recordaron que por años, la avenida 3 fue un lugar donde disfrutaban el sabor del pollo rostizado acompañado de otros platillos.

De acuerdo al presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), Alberto Aja Cantero, desde 1930 no se había registrado un colapso financiero como el generado por la emergencia sanitaria del coronavirus, que afectó al 100 por ciento de los negocios y comercios del país. Incluso la mayoría tuvo que recurrir a los despidos, en algunos casos momentáneos y otros definitivos.

“El dato que tenemos es que en Veracruz se perdieron 62 mil empleos, la realidad es que no hubo negocios que no reportaran afectaciones, pero sin duda pegó más fuerte al sector turístico y a los pequeños negocios, estamos elaborando un análisis para dar a conocer el dato exacto de cuántos patrones de dieron de baja del Seguro Social, lo que representa que sus negocios cerraron definitivamente; es muy pronto para dar un informe real, pero las afectaciones económicas son muchas”, dijo.

En lo que respecta a la zona conurbada, según el presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), José Antonio Mendoza García, “la situación es terrible”.

Indicó que los negocios más impactados fueron los que se consideraron como no esenciales, desde papelerías, zapaterías, ropa, negocios relacionados a la construcción y a la remodelación, tlapalerías, hoteles y restaurantes.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí