Red de corresponsales

Ginebra, Suiza. La Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, afirmó que la pandemia de COVID-19 ha desnudado las desigualdades raciales y étnicas que existen en sociedades como la de Estados Unidos.

De acuerdo con Naciones Unidas, en los Estados Unidos, la tasa de mortalidad de COVID-19 para los afroamericanos es más del doble que la de otros grupos raciales. Lo mismo ocurre en Inglaterra y Gales donde a los negros se suman pakistaníes y bangladesíes.

“El impacto terrible de COVID-9 en las minorías raciales y étnicas se discute mucho, pero lo que está menos claro es cuánto se está haciendo para abordarlo. Los Estados deben tomar medidas urgentes, como priorizar el monitoreo y las pruebas de salud, aumentar el acceso a la atención médica y proporcionar información específica para estas comunidades”, señaló Bachelet.

En el contexto de las masivas movilizaciones de la comunidad afroamericana en contra del racismo, Bachelet señaló que las crecientes disparidades en cómo COVID-19 está afectado a las comunidades, y el gran impacto desproporcionado que tiene en las minorías raciales y étnicas, expuso las alarmantes desigualdades.

“Este virus está exponiendo desigualdades endémicas que han sido ignoradas por mucho tiempo. En los Estados Unidos, las protestas provocadas por el asesinato de George Floyd ponen de relieve no sólo la violencia policial contra las personas de color, sino también las desigualdades en salud, educación, empleo y discriminación racial endémica, afirmó la comisionada.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí