Red de corresponsales

Washington, Estados Unidos.  Funcionarios de Wuhan y China, donde presuntamente se originó el nuevo coronavirus, mintieron sobre las tasas de infección, pruebas y número de muertes, “temerosos de que si informan, perderán su posición o algo peor”, afirmó la estadounidense Agencia Central de Inteligencia (CIA).

De acuerdo con un reporte retomado por los medios locales este viernes, la CIA advirtió desde principios de febrero a la Casa Blanca que Beijing subestimaba enormemente sus cifras y no se debía confiar en las mismas para realizar modelos predictivos en el combate del COVID-19.

Hasta ahora, y según fuentes del The New York Times, los funcionarios de inteligencia no han podido obtener números precisos a través de sus “esfuerzos de recolección”, pese a la petición del gobierno estadounidense para “priorizar la recopilación de información” sobre China.

Bloomberg News informó por primera vez el reporte de la agencia sobre los datos duros imprecisos arrojados por las autoridades chinas. Incluso medios asiáticos han dicho que el conteo de muertes , tan solo en Wuhan, podría ser de cinco mil o más, es decir, el doble del número oficial.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí