Por Francisco Romero

Como parte de su estrategia para enfrentar la crisis económica por el COVID-19, el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, anunció que la construcción de la refinería de Dos Bocas no se cancelará, pese a la pérdida de rentabilidad que reporta el negocio del petróleo hoy en día.

En este sentido, al anunciar medidas adicionales para, según él, reactivar la economía mexicana, el jefe del Ejecutivo dejó en claro que sus grandes proyectos siguen firmes, como son la construcción del aeropuerto Felipe Ángeles, el Tren Maya y la refinería de Dos Bocas, en Tabasco.

“No faltará apoyo para la mayoría del pueblo, sin endeudarnos, ese es el desafío”, dijo el mandatario al precisar en qué consistirá el plan económico que aplica reducción en el gasto público sin afectar las obras en proceso y los programas sociales, este plan de austeridad más estricto se mantendrá hasta el 31 de diciembre de 2020.

En el marco de su conferencia matutina en Palacio Nacional, presentó un listado der 38 puntos, en donde destaca que se mantienen todos los programas sociales como la pensión de los Adultos Mayores, para personas con discapacidad, para hijos de madres trabajadoras, Becas para el Bienestar Benito Juárez así como el de Jóvenes construyendo el Futuro.

Asimismo, el programa, cuyo decreto se publicará este día en el Diario Oficial de la Federación, señala que no se ejercerá el 75% del presupuesto de partidas de servicios generales, se cancelan temporalmente 10 subsecretarías pero se garantiza el empleo de quienes dejen estos cargos.

Asimismo, López Obrador informó que también reducirá el salario de los altos funcionarios hasta en 25% de manera progresiva, y quienes también tendrán que decirle adiós al aguinaldo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí