Por Mónica Delgado Torres

El viernes pasado, el riesgo país de México, medido a través del Índice de Bonos de Mercados Emergentes Global (EMBIG) de J.P. Morgan, se ubicó en 459 puntos base, igual al registrado al cierre de la última semana de agosto pasado.

En términos acumulados, el EMBIG de México reporta un aumento de 167 unidades en lo que va de este año, según cifras de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) publicadas en su Gaceta económica.

Por su parte, los EMBIG de Argentina, Brasil, Chile, Indonesia y Turquía se contrajeron 25, 9, 3, 4 y 8 puntos base, respectivamente, durante la primera semana de septiembre de este año, al cerrar dicha semana en 2,117, 304, 169, 213 y 597 unidades, en ese orden.

El Índice de Bonos de Mercados Emergentes Global (EMBIG) de J.P. Morgan es la diferencia (spread o swap) entre la tasa de interés que paga los bonos emitidos por los países emergentes y la de los Bonos del Tesoro de Estados Unidos que se consideran “libres” de riesgo. Se expresa en puntos base (100 pb=1%).

Los bonos más riesgosos pagan un interés más alto, por lo tanto, el spread de estos bonos respecto a los bonos del Tesoro de Estados Unidos es mayor.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí