Redacción

Como parte de la estrategia para enfrentar la emergencia sanitaria que el COVID-19, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía, INEGI, fortaleció medidas y ajustó sus procesos de operación, como la cancelación, aplazo y desarrollo vía remota de censos.

En este sentido, a través de un comunicado de prensa, la institución recordó que desde el pasado 19 de marzo implementó un programa de trabajo vía remota para que el máximo número posible de personas que así podía hacerlo realizara sus actividades laborales desde casa; además tomamos especial cuidado de que el personal vulnerable (por su edad, condición de salud o embarazo) dejara de asistir a las instalaciones del Instituto y reforzamos medidas de seguridad para el personal operativo de campo.

Adicionalmente a las medidas anteriores, el INEGI informó que a partir de este 31 de marzo, se instrumentarán nuevas acciones con el propósito de conservar la operación esencial en la producción y difusión de la información estadística y geográfica que el país requiere en una coyuntura como la que se vive actualmente, al tiempo que se cuida minimizar la exposición de nuestro personal y cumplir las medidas del estado de emergencia sanitaria recientemente anunciado.

De esta manera, por ejemplo, con respecto a la estadística económica, la medición del Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) se llevará a cabo principalmente mediante un levantamiento de cotizaciones por internet, teléfono y otras tecnologías de la información.

Asimismo, con el propósito de evitar el contacto presencial que involucran, las Encuestas Económicas Nacionales se recabarán por internet y asistencia telefónica; en tanto que el Sistema de Cuentas Nacionales de México (SCNM) se allegará de los insumos anteriores y de los registros administrativos por vía remota. Todos los productos y servicios señalados serán difundidos de acuerdo con el calendario.

En lo que toca a las encuestas en hogares, para evitar las entrevistas cara a cara en vivienda que implican, se reprogramarán hasta nuevo aviso los siguientes programas de información estadística:

Finalmente, dijo que concluyó el levantamiento masivo de enumeración presencial a nivel nacional del Censo de Población y Vivienda 2020.  La etapa de verificación se pospone hasta nuevo aviso y continuará el seguimiento remoto de cerca de un millón de invitaciones a responder el cuestionario censal por internet.  A su vez, el operativo de cobertura del Censo (posenumeración) programado a partir del 27 de abril, queda cancelando.

“El INEGI hace un llamado a la sociedad y a las empresas para seguir aportando la información que permite disponer de estadística confiable y oportuna para la toma de decisiones, tan necesaria en medio de la coyuntura sanitaria que se vive en nuestro país”, apuntó el instituto.

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí