General Motors y LG Chem de Corea del Sur invertirán más de dos mil 300 millones de dólares la construcción de un aplanta de celdas de baterìa para vehículos eléctricos en Tennessee, Estados Unidos.
La nueva planta estará dirigida al apoyo de la producción del próximo crossover Cadillac Lyriq de GM, así como otros vehículos eléctricos futuros en una planta de ensamblaje cercana.
De acuerdo con el anuncio la construcción de la nueva planta comenzará de inmediato en un área aproximada de 2.8 millones de pies cuadrados, cuya apertura está programada para finales del año 2023 y creará mil 300 puestos de trabajo, dijeron las empresas.
“La adición de nuestra segunda planta de celdas de batería Ultium totalmente nueva en los EE. UU. Con nuestro socio de empresa conjunta LG Energy Solution es otro paso importante en nuestra transición hacia un futuro totalmente eléctrico”, dijo la directora ejecutiva de GM, Mary Barra, en un comunicado.
El anuncio se produce en medio de una revisión de 100 días ordenada por el presidente Joe Biden de la cadena de suministro de EE. UU, en medio de una escasez global en curso de chips semiconductores que ha afectado significativamente la producción de automóviles.
El suministro y la producción de celdas de batería son cruciales para los fabricantes de automóviles de vehículos eléctricos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí