Redacción

Favorecido por la baja que reportan los costos de las gasolinas (como consecuencia, a su vez, de la caída de los precios internacionales del petróleo), la inflación durante la primera mitad de marzo fue de 0.11 por ciento, con lo que a tasa anual se sitió en 3.71 por ciento, inferior al 3.87 reportado en la quincena anterior.

Así, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el ritmo de aumentos de precios de la primera mitad de marzo fue el menor de los últimos cuatro años, gracias al descenso de los precios de los energético, particularmente la gasolina de bajo octanaje, y de algunos productos agropecuarios.

De esta manera, en la primera quincena de marzo, la gasolina magna o de bajo octanaje disminuyó 0.25 por ciento, en tanto los boletos de avión lo descendieron 2.02 por ciento, la cebolla 6.99 por ciento, el jitomate lo hizo en 3.79 por ciento y el tomate verde 7.70 por ciento, entre otros.

El Instituto detalló que el índice de precios subyacente aumentó 0.16 por ciento quincenal y 3.60 por ciento anual, por su parte, el índice de precios no subyacente disminuyó 0.04 por ciento quincenal y subió 4.04 por ciento anual.

Al interior del índice de precios subyacente, los precios de las mercancías se incrementaron 0.19 por ciento y los de los servicios 0.12 por ciento quincenal.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí